Regnum Christi Chile

REGNUM CHRISTI

Evelyn Pfeng: “Era tiempo de formalizar mi relación con el RC y asumir los compromisos para ser un miembro con todas sus letras”

Se incorporó al Regnum Christi, a fines de junio, en una ceremonia que se realizó en la capilla del Centro Misión de Piedra Roja acompañada por familiares, amigas y señoras de la sección. “El RC me ha ayudado a crecer en mi fe y no quedarme con la catequesis de la adolescencia”, señala.

\"\"

Evelyn Pfeng Karpisek está casada hace 29 años con Daniel Galindo Harboe, con quien tiene dos hijos ya adultos: Sebastián de 26 años y Bernardita de 22. Conoció el Regnum Christi en 2010 a través de una amiga que la convidó a participar de los Encuentro con Cristo. “Llevaba algún tiempo buscando cómo crecer en el ámbito espiritual y esta invitación me llegó justo como respuesta a mis inquietudes”, explica.

¿Qué fue lo que te atrajo del Regnum Christi?
Me encantó la estructura y desarrollo de los Encuentros con Cristo, sentía que uno avanzaba en mejorar como católico.

Además, ofrece una cantidad de instancias en las cuales uno puede participar e ir superándose en el camino de la fe (retiros, triduos, dirección espiritual, cursos, las peregrinaciones online desde Tierra Santa) que son experiencias invaluables.

¿Por qué decidiste incorporarte formalmente?
Era tiempo de formalizar mi relación con el RC y asumir los compromisos para ser un miembro con todas sus letras.

¿Qué ha significa para ti participar en el Regnum Christi?
Es una experiencia que sólo me ha traído ganancias. Me ha ayudado a crecer en mi fe y no quedarme con la catequesis de la adolescencia, a ser un gran apoyo en mi camino como católica, a ser apóstol, a tomar conciencia que lo más importante es trabajar en el \”Doctorado del Alma”, que es lo único que al final valdrá para clasificar a la esperada vida eterna.

Sobre su rol de apóstol
Evelyn durante la pandemia creó el grupo de whatsapp \”Delivery del Alma\”, en el que envía a diario un audio con el Evangelio del día, el link de la Misa online y el mensaje del libro “Jesús te llama”. Con el tiempo fue animando a los integrantes del chat a crear sus propios grupos “Delivery del Alma”, para no dejar de crecer espiritualmente durante la pandemia, a pesar de las cuarentenas.

Al mismo tiempo creó un segundo grupo de whatsapp, esta vez bajo el nombre \”Mensajito\”, en el que comparte con amigos y conocidos, algunos no católicos o de otras religiones, una reflexión que le llega a diario a través de una amiga de Perú, de contenido más general y que se adapta a cualquier creyente en Dios. “Sentí la necesidad de ser un aporte en difundir la PALABRA en tiempos en que las noticias que nos llegan abruman y ahogan las esperanzas. Era necesario difundir la buena noticia”, comenta.

Además, se incorporó al apostolado “Comparte tu Sándwich”, en que una vez al mes prepara 25 bolsitas que contienen un sándwich, jugo, una negrita o súper 8, una sopa para uno y un mensaje para quién lo reciba. “Ha sido una experiencia muy gratificante porque mi familia se ha involucrado en ayudar en la preparación, la cual se hace con mucho cariño y dedicación, pensando en que quién lo reciba, así lo sienta”.

Scroll to Top